sábado, 3 de diciembre de 2011

ahora el miedo no tiene forma
cuando era chica le tenía miedo a eso que podìa estar escondido en el placard si las puertas estaban abiertas
a los monstruos de abajo de la cama
a los ladrones que no me podìan hacer nada si me tapaba con las sàbanas
a los violadores que podìan estar detràs de las cortinas

ahora el miedo no tiene forma
ahora el miedo no tiene antìdoto
no hay puertas del placard que salven
no hay sàbanas protectoras de violadores y ladrones

el miedo no tiene antìdoto
porque mi miedo no tiene forma

5 comentarios:

todojunto dijo...

miedo, ese petróleo que va del lado de adentro...

azulada dijo...

ni siquiera un espìritu, ahora.

Cherry Bomb dijo...

sólo queda amigarse con los monstruos, con los ladrones, (jamás con los violadores) y finalmente con el miedo y su deformitud.

no temas maría lluvia, habemos acá más miedosas al lado tuyo

Anónimo dijo...

este blog se tomo vacaciones manzaneras?M

Rochies dijo...

ahora es abismo, inmenso, invisible...